Ramiro Ávila, el gran elector del PRI en Coyuca de Benítez

 

PAG. 3 (1)

•Sin unidad, se registra formula Guinto-Gómez promovida por el delegado de Gobernación

• En día hábil, el funcionario federal y el alcalde Escobar Parra asistieron al registro único a las oficinas del tricolor   

 

Ossiel Pacheco

El delegado de Gobernación en Guerrero, Ramiro Ávila Morales empujó hasta el final el registro único de la fórmula que encabezan el ex regidor, Salvador Guinto Nava, a la presidencia del Comité Directivo Municipal (CDM) del PRI en Coyuca de Benítez, y de su sobrina política, Alicia Gómez Carrier, a la Secretaria General.

Con el respaldo político del alcalde coyuquense, Javier Escobar Parra, Ávila estiró la liga al interior del PRI y se quedó con todo: la presidencia y secretaria general del CDM del tricolor, la secretaria técnica del Consejo Político Municipal y la presidencia de la Comisión de Procesos Internos; y al parecer también va por los sectores de ese partido en este municipio. Nada para los otros grupos al interior de ese partido.

El “gran elector” del PRI en Coyuca de Benítez terminó con un consenso alcanzado en abril pasado con el diputado Samuel Reséndiz Peñaloza, secretario general de la CNOP en Guerrero, cuando comenzaron a perfilar al secretario de Desarrollo Social municipal, Santiago Ocampo Flores para presidir al PRI de Coyuca de Benítez; sin embargo, emitida la convocatoria para renovar los 81 comités municipales la decisión cambió.

Ocampo Flores no asistió al registro de la formula única el pasado viernes 21 de julio a la sede del PRI municipal, pero felicitó vía Facebook a los nuevos dirigentes; tampoco lo hizo el diputado Reséndiz Peñaloza ni Alfredo Hernández Bravo, quien manifestó su inconformidad por la integración de la lista de consejeros desde la sesión de instalación del Consejo Político Municipal que se realizó el pasado domingo 2 de julio.

No asistió además al registro, el presidente de la asociación ganadera local, Aníbal Zúñiga Cortés, quien es citado como aspirante a la candidatura del PRI a la alcaldía. Sí asistieron el funcionario federal, y el alcalde Escobar Parra, quienes acudieron a la sede partidista la tarde del viernes 21 de julio pasado, en un día hábil, a respaldar la formula única que encabezan Guinto Nava, quien se venía desempeñando como director de Tránsito municipal, y la profesora, Gómez Carrier, funcionaria del DIF municipal.

La diputada Pilar Vadillo Ruiz se sumó a la tradicional cargada priísta, como lo hicieron la mayor parte de los funcionarios municipales; así el ritual del registro se cumplió y se espera que los nuevos dirigentes tomen protesta.

Unas horas antes del registro previsto originalmente para el miércoles 19, se conoció que la formula única recaería en Guinto Nava y Gómez Carrier; el lunes 17, trascendió que Reséndiz Peñaloza en alianza con Hernández Bravo empujarían el registro de una planilla alterna a la impulsada por la dupla Ávila-Escobar Parra. Esa noche fueron convocados por la dirigencia estatal a una reunión entre las partes a efecto de celebrar el registro de una sola planilla.

A sabiendas que el 90 por ciento de los consejeros políticos municipales les son afines, Ávila y Escobar mantuvieron ante el delegado político Ediberto Tabarez su postura de registrar la formula Guinto, y Gómez Carrier; sin embargo, aplazaron el registro al viernes 21, tal como se hizo, pero los desacuerdos se mantuvieron. Los jaloneos se mantuvieron toda vez que están relacionados con la antesala del proceso electoral de 2018, cuando se habrá de renovar la alcaldía, codiciada por los distintos grupos de ese partido.

Al interior del propio equipo del delegado federal hay la inconformidad por no haber sido considerados en la decisión de registrar la formula Guinto-Gómez Carrier, pero se alinearon a la decisión. De no ser así, corren el riesgo de ser despedidos de la estructura del gobierno municipal. Incluso se quejaron de no conocer las decisiones hasta ya estar tomadas por Ávila.

Chava Guinto, es incondicional de Ávila, a quien ha respaldado a lo largo de su carrera política, en tanto, Alicia Gómez, es sobrina directa de su esposa, Gloria Gómez Ortiz, y nuera de la síndica procuradora, Rosi Lugardo Luna. Ambos pertenecen a familias reconocidas de la cabecera municipal. Se desconoce si el funcionario federal buscará regresar a la alcaldía en 2018, pero allana el camino a su grupo político que prácticamente tiene el control del tricolor en Coyuca de Benítez.