Inicia nuevo mercado con excedente de comerciantes

• Hay tensión por llegada de vendedores que no tienen locales asignados

• Autoridad asigna espacios en pasillos del nuevo centro de abastos a gente que nunca ha sido ni vendedor ambulante generando el mismo desorden que existía en el Morelos, expone líder de semifijos  •  Confía regidor que gestión de Escobar ante el gobernador de ampliar el mercado sea exitosa para dar solución a faltante de locales  

 

OSSIEL PACHECO

El nuevo mercado de Coyuca de Benítez está por arrancar operaciones con la ocupación al cien por ciento de sus locales, una vez que el 95 por ciento los locatarios, comerciantes semifijos y ambulantes del mercado Morelos comenzaron a ocupar sus espacios locales.

Sin embargo, el traslado de comerciantes del Mercado Morelos, que resultaron afectados tras el incendio ocurrido el pasado 8 de agosto al nuevo Mercado provocó que su pasillo principal fuera ocupado por vendedores recién establecidos y que no cuentan con locales en ninguna de las naves del nuevo centro de abastos.

De tal forma que el nuevo mercado -concebido como un proyecto para ordenar el centro de la ciudad- arrancará con un excedente de más de cien comerciantes no contemplados en el padrón de concesionarios de los locales asignados, y ponen el desorden en el víspera de la ocupación del centro de abastos.

Alfredo Pablo Ramos, presidente del comité de comerciantes ambulantes y semifijos del mercado Morelos, dio cuenta que hay tensión en el nuevo mercado por la llegada de gente a pedir espacios y no son locatarios; “nomas vienen a ver cómo está el movimiento, pero no tienen locales asignados, los del ayuntamiento los han estado ubicando en espacios, hay mucha inconformidad porque está llegue y llegue gente y los están ubicando”, denunció.

Dio cuenta que por la llegada de comerciantes que no cuentan con locales asignados tienen invadido el pasillo principal del nuevo mercado; y desconoce con precisión el excedente que hay de vendedores, pero afirma que superan los cien. “Personal del ayuntamiento está asignando los espacios, cuando nos venimos después del incendio éramos pocos, hay inconformidad de los dueños de los locales porque se les está invadiendo los pasillos y la parte frontal de sus locales, son los roces que hay entre nosotros y ellos”, describió.

Dijo que la autoridad municipal no ha podido poner orden con la llegada de nuevos comerciantes, una vez que dedicaron tiempo a organizar la venta de flores por el Día de Muertos en el nuevo mercado, y desatendieron el arribo de nuevos vendedores.

“Ya empezaron a llegar varios locatarios que estaban allá ya se vinieron, faltan unos cuantos que no han arreglado sus locales, ya está aquí un 80, 90 por ciento, son pocos los compañeros que faltan por llegar”, afirmó.

Manifestó su inconformidad por la llegada de gente que no han sido ni comerciantes ambulantes y la autoridad está brindando espacios generando que el desorden existente en el mercado Morelos sea trasladado al nuevo mercado con la invasión de pasillos. “Allá ya no cabíamos no se podía ni pasar, aquí andas chocando, pero al menos no te andan sacando los carros, aquí tienes un amplio estacionamiento, estamos mejor aquí, pero empezamos con los problemas de que los espacios son insuficientes”, expresó.

 

Hay un filtro para detectar vendedores sin derechos

 

Por su parte, el regidor Jaime Vargas Hernández, quien está operando la asignación de locales en el nuevo mercado, dio cuenta de la colocación de un filtro para detectar la llegada de nuevos comerciantes a ocupar los pasillos del nuevo mercado. Por ello, hay una lista que está monitoreando todos los días para verificar la constancia.

“Hay comerciantes que no se dedican al comercio y dicen serlo, se desesperan y se retiran,  estamos analizando sus casos, no van a poder estar en el pasillo principal al interior del mercado, todos serán reubicados en sus espacios, algunos tienen espacios, vamos a asignarles, otros tienen espacios falta su reubicación”, detalló.

Adelantó que será un comité el que sancione si tienen derechos o no de permanecer en el nuevo mercado los vendedores que están ocupando el pasillo principal, aunque habló que el presidente Javier Escobar está gestionando ante el gobernador Héctor Astudillo Flores una ampliación del centro de abastos, y espera que no sea un proyecto a largo plazo porque ayudaría a dar solución a la demanda de locales.

El edil confirmó hay un gran avance del traslado de comerciantes tanto de adentro como de la periferia del Morelos, y todavía están en pláticas con algunos locatarios que aún se oponen, pero espera que en cuestión de días accedan a ocupar sus locales en el nuevo mercado que tienen garantizados, incluso hasta los conocen físicamente, otros falta mostrárselos para que los conozcan.

“Son pocos los comerciantes que todavía están en el mercado Morelos, estamos en pláticas con ellos, si después de ello, no acceden pasaríamos a otros términos, no hay plazo forzoso, estamos apostando a agotar el diálogo y después pasaríamos a las instancias legales”, adelantó.