Coyuca gana a Espinalillo campeonato de primera fuerza de basquetbol… en su duela

Equipos varonil y femenil de primera fuerza se llevan la gloria este 2016

• La Cabecera municipal no ganaba desde 1980 un campeonato de primera fuerza varonil en basquetbol

 

OSSIEL PACHECO

La nueva cancha de duela con sus butacas recargables del Polideportivo parecían el escenario ideal para conquistar los campeonatos de basquetbol este 2016, pero los pericos se quedaron a un punto de obtener la victoria de la máxima competencia que hay en juegos municipales.

Estaban en casa, y el comité organizador Espinalillo 2016 preparó el terreno para obtener y llevarse la máxima gloria deportiva del municipio de Coyuca de Benítez esa noche; por ello, enfocó sus baterías, durante casi dos años al mejoramiento de la cancha de basquetbol, donde tendrían que coronarse campeones, pero no fue así el triunfo y la noche de las finales de los juegos municipales 2016 se la llevo Coyuca, con un triunfo doble.

Coyuca con sus selecciones femenil y varonil de basquetbol en primera fuerza se llevó la noche en la duela del Polideportivo, donde no entraba un alfiler por los miles de espectadores que acudieron a presenciar la disputa entre los jugadores y las jugadoras de las cabecera municipal con los anfitriones que ese día iban por todo.

La dramática final la perdió la poderosa escuadra de Espinalillo por un punto ante su rival Coyuca Buguis con jóvenes jugadores comandados por César Toralva Jiménez “Bugui”, quien lleva años de preparación; su escuadra tras años de lucha intensa en las canchas finalmente se alzó con el triunfo. Cabe mencionar que ningún equipo de basquetbol de primera fuerza varonil había obtenido el campeonato en juegos municipales desde 1980

27-26 fue el marcador final que quedará grabado en la memoria de ese campeonato que costó sudor, lágrimas y años de entrenamiento, y cientos de encuentros disputados. El score final ha sido el más bajo registrado en una final de primera fuerza varonil.

El festejo: una mezcla de alegría, lágrimas y abrazos entrelazados entre jugadores y su técnico; y su porra que allanó esa noche la duela, pero además aguantó a la porra de Espinalillo que colmó el recinto. La batalla era en la duela entre los diez jugadores que se disputaban el esférico, pero en el graderío se vivió la guerra entre las porras de uno y otro equipo que ya por la medianoche se lanzaban todo tipo de improperios. El maleficio de que los equipos de primera fuerza varonil de basquetbol no se coronan en su sede no se logró romper y se hizo patente en estos juegos.

Correspondió al alcalde Javier Escobar Parra premiar a los equipos ganadores; lo hizo acompañado de su esposa, Evi Higuera Guerrero, y del diputado local, Samuel Reséndiz Peñaloza, y de los organizadores de los juegos municipales.

Antes, la batalla de la primera fuerza femenil la ganó, el Club Bravos con el profesor Guillermo Bravo Nájera al mando; un encuentro ante Espinalillo menos disputado y que ganó Coyuca de forma más holgada con la participación de la jugadora Gabriela Castrejón, seleccionada nacional de basquetbol.